Lo Que Fuimos Y Seremos

Juvenil A


23/06/2014

Lo que fuimos y seremos

JUVENIL A - R.S.D. Alcala B


Resultado: 1 - 1

Fecha: 19/06/2014

Hora: 10:30

Estadio: Alberto Ruiz

El Juvenil A despide su gran temporada con un empate muy meritorio frente al Alcalá de Henares y finaliza alzándose con el sexto puesto de la clasificación liguera. El ambiente festivo y de alegría fue la nota predominante de una soleada mañana en la que una de la más brillantes generaciones de la cantera colmenareña daba el salto a la categoría senior.

Me es complicado afrontar esta última crónica. Y eso pese a que probablemente fue uno de los partidos más vistosos de la temporada. Pero considero injusto lanzarme, sin dar mi versión del partido, a realizar un ejercicio de melancolía. Sería muy injusto para los jugadores. Y en cierto modo este último partido fue (creo) una buena representación de lo que fuimos y seremos.

Fue hace ya casi doce meses cuando este que les escribe, hoy por última ocasión en un largo periodo de tiempo, se reunía por primera vez con un señor llamado Miguel Ángel junto otro señor llamado Fernando García y teníamos la primera conversación para empezar a preparar esta temporada recién finalizada. Recuerdo que, o al menos ese es el recuerdo que yo tengo, los tres estábamos muy ilusionados. Y los tres muy en nuestro papel: Miguel nos daba sus propuestas, Fernando ejercía su papel de segundo de maravilla (o así entiendo yo que debe hacerlo un segundo) y yo no me salía del papel de Psicólogo a no ser que me preguntaran de manera explícita por cuestiones futbolísticas. Entre ustedes y yo, primero me tenía que ganar a ambos.

Este partido comenzó de manera similar a todo aquello. De manera muy ilusionante. A las primeras de cambio, un córner fenomenalmente servido por Aguirre era rematado espectacularmente por Asier y solo el gran escorzo del guardameta alcalaino evitó que el primer gol subiera al marcador colmenareño. La cosa pintaba bien.

Después vino la configuración de la plantilla. Para ellos dos, esbozar los primeros trazos de lo que pretendíamos fuera el equipo. Para mi, aprender nombres y las posiciones en las que se movían, conocer la existencia de un jugador que luchaba por volver de una lesión de las que te retiran, conocer gente del club -mientras veíamos la pretemporada del tercera y el aficionado B- como Hamsa o Moha, Luciano o Pedro Pablo, tomar las primeras cocacolas en compañía de Julio y Adela, que siempre nos/me escuchaban y escuchan con afecto y atención aunque nos acabaran de presentar. Yo me centraba sobre todo en observar, escuchar, aprender, tomar notas, iniciar rutinas que se mantuvieron y otras que se perdieron, pero sobre todo observar y reflexionar. Al cabo de un tiempo Fernando tuvo que dejar su puesto con nosotros por otras obligaciones en el club, y me hicieron dar un paso al frente. Un paso qué él siempre ha respaldado, sabiendo estar en su sitio por si me hacía falta. Y no es fácil.

También comencé a conocer a alguno de los padres de nuestros jugadores. Y creo de justicia decir que también han sabido estar en su sitio durante toda la temporada. Y no siempre es fácil, ni cuando tu hijo juega habitualmente ni cuando juega ocasionalmente. La semana pasada compartí grada con ellos en Pozuelo y aparte de descubrir quién había salido más a la familia de la madre o del padre, je, me pude hacer mínimamente a la idea de lo difícil que es saber aguantar mientras a tu chico alguien le suelta un improperio. Todos ellos han sabido, como decía, ocupar su sitio este año. Mis respetos y agradecimiento.

Y en el partido que nos ocupa, los de la franja también estaban sabiendo ocupar su sitio. Cómodos en un sistema que nunca les ha supuesto una limitación sino un recurso al que asirse cuando la cosa se torcía, el equipo ocupaba las zonas que más le interesaban y ponía en más de un aprieto al conjunto visitante, no sin trabajo. Fruto de ese trabajo llegó una nueva oportunidad para los locales, al robar Carlos Forcano la cartera al central de morado y plantarse frente al portero alcalaíno, quien aguanto bien el quiebro del colmenareño y acabó desbaratando la opción, de nuevo, de adelantarse el Colmenar.

Volviendo al génesis de todo esto, debo decir que mi primera impresión del grupo de jugadores fue positiva. Pero se quedó muy corta para todo lo que nos/me faltaba por descubrir y vivir con ellos. Muchos entrenamientos, muchas horas de convivencia, después empecé a descubrir que su principal virtud no era lo que más claro parecía entonces (potencia física, la gran técnica de algunos, la versatilidad, el saber estar) pero sin embargo aglutinaba un poco de cada una de esas características. Era su inmensa capacidad para plantar cara a las dificultades. Desde incluso antes de iniciarse la temporada ya empezamos a sufrir bajas importantes. Y el grupo nunca se excusó en nada, en ninguna de sus bajas, sino que hizo de la necesidad virtud y dio un paso al frente. No veo mejor manera de homenajear a compañeros -que vieron incluso en algún caso acabar su temporada repentinamente- que hacer eso, que se sintieran orgullosos cuando les tocó estar viéndoles desde la barrera.

Y el pasado jueves también hubo muestra de eso. Porque como el fútbol no es tanto merecer como hacer, el que acabó rompiendo el empate a cero inicial fue el conjunto visitante. Y de nuevo tocó remar hasta llegar a buen puerto, y de nuevo desde la portería hasta la punta del ataque todos remaron en la misma dirección con todo su empeño. Tanto fue el cántaro a la fuente que al final quiso el destino que un juvenil de primer año asistiera a uno de tercero. Mansilla, que tuvo una actuación destacadísima ponía el balón al corazón del área para que Villa, pichichi del equipo esta temporada, pusiera su última rúbrica esta temporada, un poco en representación de una generación magnífica que este día daba su salto a la categoría senior.

Puedo decir con seguridad que tanto el primer entrenador como este que les escribe somos conscientes que lo importante de verdad de todo este tinglado del fútbol son los jugadores. Con la misma seguridad que tengo respecto a que ambos pensamos que, primero, es un orgullo haber contado en su tercer año de juveniles con Asier, Eduardo, Villa, Alex Romero, Rober, Johannus Cuarezma, y los capitanes Sarri, Aguirre, Julio Serrano, Julián y Durán. Y segundo, que su testigo será recogido a la perfección, por Diego, Uge, Adrien, Marlon, Alex Gil, Carlos Forcano, Alex Ventura, Mansilla, Kike y los que se les van a sumar.

Buena muestra de ello fue el último tramo del encuentro tras el gol del empate. De hecho Ventura estuvo a punto de poner el sello final a la temporada con un remate de cabeza que bien pudo suponer el 2-1 para los nuestros, yo creo que el destino lo sacó fuera para que el gol de Villa cerrara el circulo que el propio 7 franjirrojo había iniciado con el primer gol de la temporada hallá por el mes de Septiembre de 2013.

Total, ya habíamos ganado. Sí, y no estoy loco. Pero a mi esa sensación no me la quita nadie y se que alguno más la tiene también. Repaso las fotos de esta última jornada y solo veo sonrisas de cuantos aparecen en ellas. Jugadores, técnicos, gente del club.

Y esa victoria no la garantiza ningún trofeo. Tiene su base en que siempre tendremos la posibilidad de decir la frase que completa el titular de esta última crónica de una temporada inolvidable, y que supone una victoria permanente.

Que en el futuro seremos recuerdo. Pero siempre podremos decir que fuimos equipo.

FUERON EQUIPO:

1.- Alejandro Durán (Capitán)
2.- Marlon Ríos
3.- Roberto Fernández
4.- Álvaro Sarriá
5.- Eduardo González
6.- Adrien Loens
7.- Víctor de la Villa
8.- Julián Colmenarejo
9.- Alejandro Romero
      Kike Domínguez
10.- Julio Serrano
11.- Alex Ventura
14.- Carlos F. Aguirre
15.- Johannus Van Cuaresma
16.- Juan M. Mansilla
17.- Diego Sanz
18.- Alejandro Gil
19.- Asier Aparicio
20.- Carlos Forcano
26.- Eugenio Granja

Entrenador: Miguel Ángel Expósito

Ayudante: Juan P. Nonay

Y un agradecimiento especial para todos los jugadores de Juvenil B y Cadete A que nos ayudaron tanto en momentos puntuales de la temporada.

Accede a la Web solidaria

Patxietxea es una web solidaria, que permite a través de la compra de libros, fotografías y otros objetos, donar el 100% de los beneficios a quienes más lo necesitan, eligiendo la ONG o proyecto que tú decidas en el momento de la compra.

Facebook A.D. COLMENAR VIEJO Twitter A.D. COLMENAR VIEJO Instagram A.D. COLMENAR VIEJO Youtube A.D. COLMENAR VIEJO Telegram A.D. COLMENAR VIEJO

Clasificaciones

CARGANDO... POR FAVOR ESPERE